EL CATALÁN MARC PUIG GANADOR DEL PRIMER ‘ULTRA-TRI’ DE MOTRIL.

Es el primer triatlón de distancia ultraman que se disputa en España. Los participantes tuvieron que recorrer 515 kilómetros, 10 de ellos a nado, 421 en bicicleta y 84 a pie.

El catalán Marc Puig se proclamó este sábado ganador del primer ‘Ultra -Tri’ de Motril, el primer triatlón de distancia ultraman que se disputa en España y una de las pruebas más duras del calendario deportivo del mundo, en el que sólo acabaron 33 de los 49 triatletas participantes.

Los atletas inscritos tuvieron que recorrer 515 kilómetros, 10 de ellos a nado, 421 en bicicleta y 84 a pie, en tres jornadas y con un desnivel progresivo de 8.000 metros.

Puig, que venció en la última etapa, empleó un tiempo total de 26 horas, 28 minutos y 53 segundos, seguido del valenciano Óscar Fermoselle, que fue líder en las dos primeras jornadas y acabó segundo con 27h.07:38, y del navarro Ricardo Abad, tercero con 27h.28:07.

“No creo que exista otra prueba más dura como esta”, afirmó el gerundense Marc Puig, primer atleta en entrar en meta tras finalizar los 84 km de la carrera del tercer día de la prueba. “Recuperarme”, contestaba a la pregunta sobre qué haría tras haber conseguido realizar el ultraman más duro del mundo.

La prueba, que fue seguida por numeroso público, se decidió en la última jornada en los 84 kilómetros a pie, en los que el corredor de Girona Marc Puig hizo valer su superioridad al dominar la carrera prácticamente en solitario desde el kilómetro 50, ya que con anterioridad había corrido en compañía de Ricardo Abad.

Por su parte, Óscar Fermoselle, que había ganado en las dos primeras jornadas, tuvo diferentes problemas físicos a partir del kilómetro 40, lo que le hizo perder todas las posibilidades y la media hora de ventaja que había adquirido en los dos primeros días.

La dureza de la competición vino marcada en el primer día por el temporal de poniente en la prueba de nado, en la segunda etapa por las impresionantes pendientes de la Alpujarra, lo que motivó que se tuviera que ampliar el tiempo máximo de llegada, y en la última por la subida a Vélez Benaudalla a falta de 15 kilómetros.

PEDIDA DE MANO ESPECIAL


El catalán Javier Lorente Trenado sorprendió este domingo a los asistentes a la gala de clausura del ‘Ultra-Tri’ de Motril, una de las pruebas más duras del mundo, al pedirle la mano a su novia, la exmarchadora María Vasco, única medallista olímpica femenina del atletismo español.

Esta peculiar solicitud de matrimonio ocurrió cuando Javier Lorente Trenado recogía la distinción por haber concluido en octava posición en esta prueba disputada el sábado, momento en el que después de agradecer a todo su equipo la colaboración que habían tenido con él, aprovechó para pedirle a su novia que se casara con él.

Esta pública petición fue aceptada por María Vasco, ganadora del bronce en los Juegos Olímpicos de Sydney 2000 en los 20 kilómetros marcha y retirada desde finales de 2013 de los circuitos profesionales, ante las cerca de quinientas personas que asistían a la entrega de premios.

La exmarchadora de Viladecans (Barcelona), de 40 años, es la única atleta española con una medalla olímpica y decidió retirarse después de casi tres décadas dedicada al atletismo, en las que batió los récords de España en 5, 10 y 20 kilómetros en ruta y los de 3.000, 5.000 y 10.000 metros en pista.

 

Deja una respuesta