EXCEPCIONAL CONFERENCIA DEL ALPINISTA CARLOS SORIA.

LA CONFERENCIA ‘ALPINISMO A PARTIR DE LOS 70’ LLENÓ EL SALÓN DE ACTOS DE LA DIPUTACIÓN DE GRANADA.

El 4 de julio quedará grabado en el salón de actos de la Diputación de Granada y en el montañismo andaluz. El alpinista Carlos Soria ha ofrecido una conferencia excepcional. Sí, ‘Alpinismo a partir de los 70’. Desde los años 70 y a sus 77 años, con 12 ‘ochomiles’ hollados, y sólo dos por hacer cumbre. Una persona entrañable como pudieron comprobar los cientos de alpinistas y amantes de la montaña que rebosaron un acto que difícil será de olvidar.

Soria desgranó, cumbre a cumbre, intento a intento, toda su trayectoria. Siempre locuaz y comunicativo. Explicando todas sus vivencias; unas duras, otras únicas. Todas irrepetibles. Anécdotas desde el 73 hasta … Y quién sabe lo que vendrá, y podrá contar. Desde las bombonas de gas ‘infumables’ azules y gigantescas que había que portear, hasta momentos en los que, a falta, de una nada que ‘es un mundo’ hay que decir “aquí lo dejo”, mirando con lágrimas, cansancio y pesadumbre una cima que parece que la tocas con las manos para colocar su distintiva pica.

Una clase magistral. De las pocas que alguien puede recibir de forma solidaria. Entrada gratuita, sí; pero casi nadie se marchó sin la camiseta colaboradora con un donativo que servirá para la Asociación de Ayuda Directa al Himalaya que Carlos creó para construir escuelas en los lugares más desfavorecidos en el Himalaya tras el devastador terremoto sufrido.

Desde que alcanzó el K2 después de cumplir los 60 años hasta el Annapurna, pasando por el Broad Peak (68 años), Makalu (69 años), Gasherrbrum I (70 años), Manaslu (71 años), Kachenjunga (75 años), por ejemplo, y recibido por poblados en las montañas en las que siempre prometió volver para llevar consigo materiales escolares, han pasado muchos años y meses entre cumbre y cumbre. “Es increíble todos los que estáis aquí. Os lo agradezco de corazón”, ha dicho en el inicio de su alocución después de haber departido con todo el que le solicitaba inmortalizar su imagen del momento, con Mercedes Alemán, organizadora del evento y representante en Granada de Ayuda Directa al Himalaya, con el presidente de la Federación Andaluza de Montañismo, Julio Perea Cañas, y la diputada delegada de Deportes, Purificación López Quesada.

“Pensaba llevar a un poblado lápices, bolígrafos y libretas para ayudar a la nueva escuela, y me dijeron “tráete sesenta colchones y camas, que lo necesitamos”, ha comentado Soria, en una muestra de la solidaridad que el montañero siempre muestra.

Y asegurado que volverá a Granada cuando logre su cima, los 14 ‘ochomiles’, para contar su experiencia a todos los montañeros que hoy han acudido de forma masiva al salón de actos de la Diputación de Granada, en este acto en que además han colaborado deportes Sherpa y Deportes Bicha.

Deja una respuesta