EL GRANADA A POR TODAS EN PUCELA.

LOS ROJIBLANCOS SIN TIEMPO PARA CELEBRAR EL GLORIOSO TRIUNFO ANTE EL FCB DEL PASADO SÁBADO YA ESTAN EN VALLADOLID PARA JUGARSE LOS TRES PUNTOS ANTE UN EQUIPO LOCAL CON GANAS DE DAR LA PRIMERA ALEGRÍA A SU AFICIÓN DE LA TEMPORADA.

Los granadinos, terceros con 10 puntos y que durmieron el sábado como líderes provisionales, afrontan su cuarta salida esta temporada con el subidón de su victoria del sábado contra el Barcelona (2-0), la tercera consecutiva después de las obtenidas ante el Espanyol (0-3) y el Celta (0-2), dejando su portería a cero en las tres citas.

El equipo dirigido por Diego Martínez pretende prolongar su buena racha en una semana con dos partidos ante rivales directos, ya que el sábado recibirá al Leganés en el Nuevo Los Cármenes.

El cansancio tras el gran esfuerzo realizado ante el Barcelona y las bajas son el principal hándicap que tendrá en tierras pucelanas el Granada, aunque recupera al medio camerunés Yan Eteki tras varias semanas lesionado.

En cambio, los problemas físicos del venezolano Darwin Machís, una de las principales referencias ofensivas del equipo, le sacarán de un once inicial en el que entrará Álvaro Vadillo, titular en las dos primeras jornadas y suplente en las dos últimas, si bien fue el autor del 2-0 frente al Barça al transformar un penalti.

Martínez tiene para el partido las bajas ya conocidas de los defensas Álex Martínez, Joaquín Marín ‘Quini’ y el colombiano Neyder Lozano, y del mediapunta Fede Vico.

El técnico, que cuenta con 19 jugadores de la primera plantilla disponibles, podría introducir además algún cambio en la alineación para reservar a los futbolistas que no están físicamente a tope por la carga de minutos, caso del delantero Roberto Soldado, con el sevillano Carlos Fernández como posible reemplazo arriba.

Otros jugadores como el galo Maxime Gonalons en la medular o José Antonio Martínez en el centro de la zaga también opositan a refrescar el once, aunque todo dependerá del estado físico y del nivel de cansancio de los jugadores habituales, que están rindiendo a un gran nivel en los últimos encuentros.


REAL VALLADOLID

Los vallisoletanos cayeron en su último compromiso ante el Villarreal, a pesar de haber recuperado la actitud que reclamó el técnico, Sergio González, y de haber contado con ocasiones de gol, aunque el desgaste físico de los jugadores ante la posesión del balón del rival acabó por pasarles factura.

Precisamente esa será una de las claves en el partido del martes: tener más el balón e imprimir velocidad al juego desde las bandas, para conseguir una mayor creación y, sobre todo, ser capaces de finalizar, otro de los debes del Real Valladolid, que precisamente ha hecho un gran esfuerzo por dar calidad a su delantera.

Sergio González ha facilitado este lunes la relación de 18 convocados, la lista está compuesta por Masip, Lunin, Pedro Porro, Kiko Olivas, Moyano, Nacho, Joaquín, Salisu, San Emeterio, Alcaraz, Míchel, Hervías, Plano, Toni Villa, Waldo, Ünal, Sandro y Sergi Guardiola.

Al término del entrenamiento vespertino de este lunes, celebrado a puerta cerrada sobre el césped del Zorrilla, la expedición se concentra en Valladolid para afrontar las últimas horas antes del encuentro.

El Real Valladolid quiere, este martes, recuperar su sonrisa. Volver a reconocerse, a ser el equipo que fue la temporada pasada y en algunos de los partidos de esta. Un bloque fuerte, reivindicativo, con ambición para demostrar su valía y reivindicar su sitio en Primera. Y ante el Granada se presenta una gran oportunidad.

Así lo ha desgranado el entrenador del Pucela Sergio González, quien asegura que “cuando tienes una derrota lo importante es tener un partido lo antes posible, recuperar la sonrisa y quitarte esa sensación”. No obstante, el encuentro que se presenta no parece fácil, ante un equipo andaluz recién ascendido, sí, pero que ocupa la tercera posición el LaLiga Santander con tres victorias, un empate y una sola derrota, y que viene con la moral alta tras ganar al FC Barcelona.

“Su principal arma es querer demostrar por qué están en Primera. Además, tienen fútbol, buenas transiciones, Soldado hace bien la faena de delantero; pero sobre todo ese hambre, intensidad, fuerza” analizó el preparador sobre los nazaríes, de quienes espera “la mejor versión, un Granada intenso”.

Sin embargo el foco lo ha puesto en su propio equipo. “Va a depender de qué Real Valladolid se van a encontrar en el campo, si vamos a por el partido ellos van a sentir que, después del otro día, se pueden permitir el lujo de estar más tranquilos” explicó Sergio González, quien además aceptó el papel de favorito que le ha otorgado su homólogo Diego Martínez: “Nosotros jugamos en casa, me encanta coger esa sensación y tener esa responsabilidad. Él lo hace para tirar balones fuera, quitar peso a sus futbolistas, es su táctica y no nos va a despistar, en esta liga no hay favoritos”. 

Aspectos a trabajar
El técnico blanquivioleta centró parte de su discurso en la importancia de que el Real Valladolid vuelva a ser el que fue. “Ha habido partidos que no lo hemos sido, con balón estamos bien pero sin ello nos falta, el día del Osasuna nos ha frustrado” reconoció, pero también defendió que “esto es muy largo, vamos a volver a ser los que éramos”. 

Sobre el partido del Villarreal el entrenador insistió en que “los últimos 15 minutos empañaron el partido que hicimos, sobre todo hasta el 65, el equipo estuvo más que correcto” y argumentó su posición: “Bien colocados, no sufrimos. La sensación era que nos faltó salida de balón e intentamos con el primer cambio que el Villarreal corriera hacia atrás, no salió como esperábamos. A partir del penalti no tuvimos capacidad”. “Cuando ganamos lo hacemos todos y cuando perdemos también, hay muchos condicionantes en la situaciones” subrayó.

Ahora, con la cabeza exclusivamente puesta en este martes, concluyó que “jugamos en casa, con afición, la gente sabe que nos va a tocar sufrir pero queremos que se sientan fuertes con nosotros”.

El hecho de que el Granada solo haya cedido en un partido, y que haya encadenado tres triunfos consecutivos, debe suponer un aliciente más para un Real Valladolid que está dolido tras las últimas derrotas y que quiere demostrar su valía y su capacidad para corregir errores y levantarse.


Alineaciones probables:

Valladolid: Masip; Pedro Porro, Salisu, Kiko Olivas, Barba o Nacho; Óscar Plano, Míchel, San Emeterio o Alcaraz, Waldo; Sergi Guardiola y Sandro.

Granada: Rui Silva; Víctor Díaz, Domingos Duarte, Germán, Carlos Neva; Yangel Herrera, Montoro, Azeez; Antonio Puertas, Carlos Fernández y Vadillo.

Árbitro: Pizarro Gómez (Comité manchego).

Estadio: José Zorrilla.

Horario: 19.00 horas

Deja una respuesta