DIEGO MARTÍNEZ: “IPURUA ES UN CAMPO EXIGENTE Y DEBEMOS ADAPTARNOS BIEN PARA COMPETIR”.

Diego Martínez, entrenador del Granada, previó en rueda de prensa un partidazo del duelo contra el Eibar, en el que, tal y como explicó, cree que habrá mucho ritmo y exigencia. De paso, elogió a varios de sus jugadores, como a Jorge Molina.

El entrenador del Granada, Diego Martínez, advirtió en vísperas de la visita de su equipo este domingo al Eibar que prevé un encuentro “muy exigente y de mucho ritmo” en Ipurua, un terreno de juego que, dijo, “exige adaptarte y ser consciente del tipo de partido” que se disputa allí.

Diego Martínez explicó este sábado en rueda de prensa que el Eibar es un equipo “que lleva con la misma propuesta y el mismo entrenador (José Luis Mendilíbar) muchos años” y que tiene “una constancia en el juego muy alta”.

“Un partido en Ipurua es siempre muy exigente, de mucho ritmo, con muchos centros al área y duelos individuales. Exige adaptarte y ser muy consciente del tipo de partido que vamos a competir”, añadió el preparador rojiblanco, quien indicó que viajan “ilusionados por competir por tres puntos”.

Sobre la posible presencia de nieve en el choque, comentó que “si ya de por sí jugar frente al Eibar en Ipurua es complejo”, este sería “un factor más añadido y un reto más”, aunque recordó que durante el año que estuvo dirigiendo a Osasuna hizo “un máster” en nieve.

El entrenador del Granada pidió a sus futbolistas “competir, luchar y dar lo mejor” de sí mismos, con la confianza de que estén “acertados de cara a la portería rival”, porque ese fue el “debe” en el anterior partido fuera de casa frente al Real Madrid.

Martínez no se quejó por tener que entrenar en Año Nuevo o tener que jugar un 3 de enero, pues argumentó que son “unos privilegiados” al poder desarrollar “una profesión” que es su “pasión”, y tampoco lamentó las bajas con las que los suyos afrontan el choque.

“Nuestra realidad es que, desde la jornada 1, llevamos superando inconvenientes y afrontando adversidades, ya es un hábito. La adaptación es uno de nuestros principios y lo hacemos con naturalidad, forma parte de nuestro ADN y es algo que nos ha traído hasta donde estamos”, aseveró.

Sobre la presencia o no en el choque del venezolano Darwin Machís, de Fede Vico y de Víctor Díaz, señaló que tomarán “la mejor decisión en base a las sensaciones” y que lo que espera es “tenerlos a todos pronto disponibles y a pleno rendimiento”.

Sobre Jorge Molina, que la pasada jornada dio con su gol el triunfo al Granada ante el Valencia, afirmó que es “un ejemplo” porque “aporta mucho dentro y fuera”, “un buen profesional, buen jugador y mejor persona”.

Había voces y críticas cuando lo firmamos, y ahora todas esas críticas o dudas son flores, pero ni las criticas ni las flores van a cambiar nuestra manera de pensar sobre él. Es un profesional de 20 sobre diez”, recalcó.

Tras un 2020 plagado de éxitos, el preparador del Granada apuntó que no se paran “a pensar todo lo que se dice o se escribe” porque, si lo hicieran, se volverían “locos”, pero indicó que sí que sienten “el cariño” de los aficionados y que estos se sienten “orgullosos del equipo”.