COVIRAN GRANADA 78-69 BBALL CÓRDOBA. COVIRAN RECUPERA SENSACIONES.(audio).

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

LOS CHICOS DE PABLO PIN, CAPITANEADOS POR UN IMPRESIONANTE JESÚS FERNÁNDEZ (31 puntos, 26 rebotes, 44 de valoración) DIJERON ADIÓS A SU MINICRISIS Y VOLVIERON CON SU JUEGO RÁPIDO Y AGRESIVO A CONSEGUIR UNA VICTORIA EN EL VELETA.

[pullquote]

FICHA TÉCNICA:

COVIRAN GRANADA 78: Javier Hernández (16), Jesús Fernández (31), Bernardo Castillo ‘Berni’ (20), David García ‘Didi’ (2) y Álvaro Nogueras (3) – cinco inicial – Óscar Anguita (0), Nacho Pin (0), Pablo García (4), Miki Almazán (2) y Jaime Medina (0).

BBALL CÓRDOBA 69: Green (12), Conejero (0), Merino (8), Bowie (16) y Jesús Gama (5) –cinco inicial- Franco (9), Rodríguez (5), Núñez (-), Daniel Gama (14) y Caballero (0). 

PARCIALES: 14-20, 25-16 (39-36 al descanso), 20-14 y 19-19 (78-69 final) 

ARBITROS: Srs. Guerrero y Coladas. Eliminaron por cinco faltas al local Miki Almazán (minuto 39) y al visitante Merino (minuto 39). 

INCIDENCIAS: Partido correspondiente a la 18 jornada del grupo D de Liga EBA disputado en el Pabellón Veleta ante 600 espectadores.

[/pullquote]

En un partido crucial para el devenir de la clasificación, el Coviran Granada se reencontró con la victoria tras las dos derrotas consecutivas cosechadas, y fiel a su filosofía de juego fue capaz de remontar un partido que se le puso cuesta arriba.

Comenzaba el partido con un mate espectacular de Berni Castillo contestado rápidamente por una canasta del visitante Bowie. Era el propio Berni y Jesús Fernández los que llevaban el peso anotador de su equipo (13-9, minuto 6). A partir de ese momento los granadinos perdieron el rumbo y enfrascados en una pelea consigo mismos en la que los lanzamientos no les entraban y más pendientes del “fantasma” de arbitrajes anteriores que del propio  juego, daban alas a los cordobeses y con parcial de 0-11, entre otras cosas gracias a los 9 puntos conseguidos desde la línea de personal, ponían tierra de por medio. Un tiro libre anotado por Pablo García colocaba el 14-20 con el que finalizaba el primer cuarto.

El segundo cuarto comenzaba con un 0-6 favorable a los visitantes, obligando al técnico local Pablo Pin a pedir tiempo muerto (14-26 a 7:49). Los granadinos solo se sostenían en el partido por el acierto de Berni y de Jesús Fernández, pero era insuficiente ante el buen hacer cordobés. Tuvo que ser en el ecuador  de este periodo  y tras un triple del granadino enrolado en las filas del conjunto califal, Dani Gama, cuando los del Coviran lograron reaccionar, en gran parte por culpa del cambio a defensa zonal ordenado por Pablo Pin. Un triple de Álvaro Nogueras colocaba a su equipo solo cuatro abajo (30-34) y abría un parcial de 10-0. Por entonces el “americano de Villena” ya llevaba 16 puntos y 10 rebotes, 6 de ellos ofensivos. Un canasta en la zona de Miki Almazán finiquitaba el cuarto, llegando al final del mismo con  39-36.

Un 7-0 fue la carta de presentación tras la salida de vestuarios comandados por los cinco puntos que anotaba Javi Hernández (46-36, a 8:19). La gran defensa nazarí hizo que los visitantes no consiguieran su primera canasta hasta transcurridos cuatro minutos de este tercer cuarto, y por entonces la diferencia ya era de quince puntos. Javi Hernández se convirtió en el dominador del cuarto con 10 puntos. Los visitantes lograron maquillar el resultado para bajarlo de la barrera psicológica de la decena para dejarlo en un todavía inquietante 59-50.

El definitivo cuarto estuvo marcado por los intentos de acercamiento de los de Manuel Jiménez gracias al despertar de un  desaparecido Bowie, que se echaba el equipo a sus espaldas y con once puntos en este cuarto lograba llevar la intranquilidad a la grada local, aunque la diferencia nunca llegaron a bajar de los siete puntos. Jesús Fernández le fue a la zaga y con diez puntos ponía al Veleta en pie. El jiennense Berni Castillo cerraba desde la línea de personal un partido  que era necesario sacar victorioso para enterrar de una vez por todas cualquier duda sobre el equipo.

PABLO PIN: ” HA SIDO UN PARTIDO DURÍSIMO”.

Un partido durísimo, Córdoba es un equipazo y tenemos que valorar que estamos compitiendo ante equipos que tienen cuatro  o cinco veces más presupuesto que nosotros, él nuestro es la personalidad, el carácter y el trabajo y lo que ha hecho hoy el equipo ha sido extraordinario

Hemos empezado con un poco de ansiedad y nerviosismo por hacerlo bien y en cuanto hemos pensado que hacemos bien, tras meter dos canastas, nos hemos venido arriba y he visto al equipo que entreno todos los días. En el rebote ofensivo hemos cogido 22 que es una barbaridad y la defensa sobre Bowie ha sido estupenda, y psicologicamente el equipo ha sido muy fuerte.”

Hoy nadie sabia que, Jesús Fernández, jugaba con cinco o seis puntos de sutura en la espalda y el esfuerzo de hoy es para valorarselo“.

 

 

 

Deja una respuesta