ALCARAZ: «EL PUNTO NO ES SUFICIENTE, AQUÍ NECESITÁBAMOS LA VICTORIA».

ALCARAZ PIDE YA UNA VICTORIA PARA MANTENERSE CON VIDA EN LA LIGA. PARA MEL LOS SUYOS REGALARON LA PRIMERA MEDIA HORA DE PARTIDO.

Lucas Alcaraz, entrenador del Granada, ha reconocido tras el empate (0-0) ante el Deportivo que a su equipo le faltó «dientes» en ataque y que necesita «una victoria ya» para aferrarse a la permanencia.

«El equipo ha sufrido poco pero también hemos generado poco peligro. Hemos cambiado el dibujo, hemos estado más equilibrados, pero nos ha faltado generar esas ocasiones que teníamos como objetivo», comentó en rueda de prensa.

El técnico indicó que su equipo solo puede pensar en «ganar partidos» porque por ahí pasan sus opciones de seguir en Primera División.

«Fuera de casa nos está costando un mundo, de hecho es la primera vez que hemos dejado la portería a cero en todo un año. Necesitamos una victoria ya. Las cuentas son esas», declaro.

Alcaraz, que en la víspera del partido pidió casta a los futbolistas, señaló que a su equipo le ha faltado «más dientes» en ataque porque no han sido «capaces» de rentabilizar «alguna posibilidad de contra y alguna falta».

«Memo ha parado el penalti pero tampoco hemos sido capaces luego de hacer algo más», dijo el técnico granadino.

«Es cierto que no hemos tenido ese ritmo, que no hemos transmitido esa sensación. Es un punto más pero hoy necesitábamos ganar», reconoció.

MEL: «NOS HEMOS PERMITIDO EL LUJO DE SESTEAR MEDIA HORA».

Pepe Mel, entrenador del Deportivo, ha reconocido que su equipo se permitió ante el Granada «el lujo de sestear la primera media hora» en un encuentro en el que se «jugaba la vida».

«Estoy un poco jodido, porque hoy era el día y nos hemos permitido el lujo de sestear la primera media hora. No era el plan, no era lo que hemos hablado, no entiendo por qué. Ha sido media hora en que no hemos estado en el partido, que hemos regalado. Eso es dar ventaja al rival. De la segunda parte me voy más satisfecho», comentó en rueda de prensa.

Mel consideró que el «Granada no ha creado nada en todo el partido» y explicó que su equipo fue «superior» en la segunda parte, si bien reconoció que los futbolistas se precipitaron cuando tenían que «tirar de oficio».

«Es un partido en que entrenador y futbolistas se deben ir jodidos», comentó el preparador madrileño, quien señaló que el Deportivo ha «fallado ocasiones muy claras» en los últimos partidos

«Creo que generamos para hacer goles y en eso me tengo que fijar. Por tanto mi preocupación es menor porque el problema sería que no llegáramos a portería», apuntó.

Además, comentó que es «la primera vez» que le pasa que en siete partidos su equipo ha «fallado tres penaltis».

«Es una opción que te hace ganar partidos y más a falta de 14 minutos. Estaríamos con los mismos problemas, pero con diferentes caras», manifestó.

Mel ya ha empezado a pensar en el siguiente partido, ante el Sevilla el próximo sábado en el Sánchez Pizjuán, «un campo terrible por el ritmo del rival».

«Si salimos como la primera media hora de hoy no tenemos nada que hacer, iríamos 4-0. No se puede regalar media hora de un partido en que te juegas la vida», sentenció.

Deja una respuesta