GRANADA CF 1-3 REAL SOCIEDAD. OTRO BORRÓN EN LOS CÁRMENES.(VÍDEO RESUMEN)

SÉPTIMA DERROTA EN CASA DEL GRANADA CF QUE NO ESTUVO A LA ALTURA DE LO QUE ESPERABA LA AFICIÓN TRAS LA ELIMINACIÓN COPERA. LOS DONOSTIARRAS FUERON MUY SUPERIORES Y LA DUPLA VELA-GRIEZMANN DESACTIVO POR COMPLETO EL SISTEMA DEFENSIVO LOCAL. YEBDA SE LESIONÓ Y LA AFICIÓN VOLVIÓ A SILBAR AL EQUIPO.

La última semana de competición del Granada CF ha sido para olvidar, a la inesperada eliminación copera a manos de un segunda división como el Alcorcón, se une la clara derrota en casa, la séptima esta temporada, ante la Real Sociedad de San Sebastián, que llegó a Los Cármenes en su mejor momento de la temporada y lo demostró, ayudado por un equipo local que estuvo a un nivel bastante bajo especialmente en el aspecto defensivo.

Carlos Vela superó sin problemas a Foulquier.

El rival ciertamente no era el apropiado, aunque su presencia en la Champions no había sido buena, su plantilla es de alto nivel, y la experiencia adquirida en la máxima competición europea, le ha servido para madurar y adquirir una solidez extraordinaria.

Además da la sensación que el nuevo formato de juego de los rojiblancos, aunque es más vistoso, no parece de garantías para enfrentarse a otros equipos que técnicamente son superiores. Si además, esa solidez en defensa que hizo gala el equipo, se pierde a pasos agigantados, la resistencia en un partido es menor.

Vela, Griezmann, Agirretxe y compañía, se encargaron de darle la pelota al Granada CF, que no supo en ningún momento como penetrar en la bien montada defensa blanquiazul, mientras que los Txuri Urdin, con las ideas claras y una velocidad y precisión encomiable, pusieron en jaque en más de una ocasión a los rojiblancos, que se mantuvieron en pie, gracias a las intervenciones una vez mas de Roberto.

Alcaraz, ha tratado de matizar el equipo con algunos retoques, y ciertamente parece que no han sido en las posiciones adecuadas, de la noche al día, y tras probarlo en el lateral izquierdo más que en el derecho, el joven francés Foulquier, ha borrado de la titularidad al internacional y quizá mundialista Allan Nyom, y ayer el sub’21 galo, no tuvo fortuna en todo el partido. Quien tampoco tuvo suerte, y no parece terminar de explotar por el bien del equipo es el argelino Hassan Yebda, que además sufrió una lesión al comienzo de la segunda parte y tuvo que ser sustituido.

Con todo esto, la Real después de probar a Roberto en un par de ocasiones, se adelantó en el marcador con un gran pase de Griezmann sobre el mexicano Vela, que cumplía 100 partidos en primera, Mainz no pudo tapar la línea de pase, y Foulquier no pudo sujetar al delantero donostiarra, que ante la rápida salida de Roberto que se lo llevo por delante, tuvo tiempo para rematar al fondo de la portería rojiblanca, 0-1.

El gallego que bien guarda la meta granadina, recriminó a los jugadores de la Real que Brahimi, había quedado tendido en el terreno de juego y no habían echado el balón fuera para que fuese atendido, algo que si hizo minutos antes el equipo de la capital de la Alhambra cuando se lesiono Xavi Prieto.

Roberto recrimina a los jugadores realistas que no lanzaran el balón fuera en la acción del primer gol, ya que Brahimi estaba tendido en el suelo.

Pero hay un hombre en el Granada CF, que parece asfixiado en la banda, pero que sabe buscar desde el perfil izquierdo muy bien la zona central del ataque y ayer, con ese movimiento y un latigazo fantástico, el catalán Piti, superó al chileno Claudio Bravo, para establecer el empate a un gol.

Pero  eso no frenó a la Real, que siguió atacando para irse al descanso con ventaja, algo que acabó consiguiendo. Primero salvó Roberto un remate de Agirretxe pero luego no pudo hacer nada ante un disparo de Griezmann desde dentro del área, que llegó con velocidad desde atrás y robo la cartera a una defensa completamente dormida.

Tras el descanso, Roberto tuvo que volver a aparecer para evitar el tercero, pero las llegadas del Granada en busca del empate eran pocos y sin claridad, El Arabi no podía con la defensa donostiarra, Piti se fue apagando y Brahimi no llegó a brillar ni un momento. Yebda se lesionó y entro Recio, pero poco cambio ya el panorama con el malagueño.

En una de las ocasiones que se aproximó la Real al balcón del área, Carlos Vela, hizo el doblete al entrar con comodidad en el área y sin presión ninguna, tuvo tiempo de lanzar un misil a la escuadra de Roberto que no pudo hacer absolutamente nada 1-3.

El respetable que desde que comenzó la temporada ha visto en casa, siete derrotas y solo dos victorias, mostró en parte su desacuerdo, y Alcaraz quitó a Iturra para la entrada de Riki, más madera.

Riki, vio incluso una amarilla, por una caída en el área, se reclamó penalti pero no lo fue, pero la amarilla no era necesaria. También lo intento con un disparo escorado que atajó Bravo.

Entro Ighalo, se fue un perdido El Arabi, pero como no había generación de juego, no había ocasiones, y el Granada durante el último cuarto de hora de partido ofreció una imagen de impotencia muy dura de asimilar por el aficionado que no vio ni por un instante un arrebato de orgullo en el equipo, ni un esfuerzo final por conseguir el empate.

Al final, tres puntos más que vuelan de Los Cármenes, y una afición descontenta por no poder celebrar una victoria de su equipo. Aunque, y que no sirva de escusa, salvo el FC Barcelona, por el verde del Zaidín, han pasado casi los mejores equipos actualmente de la liga.

FICHA TÉCNICA:

GRANADA CF: Roberto; Foulquier, Mainz, Murillo, Angulo; Iturra (Riki, m. 66), Rico, Yebda (Recio, m. 48); Brahimi, Piti y El Arabi (Ighalo, m. 77).

REAL SOCIEDAD: Bravo; Carlos Martínez, Iñigo Martínez, Ansotegi, José Ángel; Bergara, Rubén Pardo (Ros, m. 92), Prieto, Griezmann (Seferovic, m. 89), Carlos Vela; y Agirretxe (Elustondo, m. 82).

GOLES: 0-1, m. 29: Vela; 1-1, m. 36: Piti; 1-2, m. 41: Griezmann; 1-3, M. 64: Vela.

ÁRBITRO: Clos Gómez (colegio aragonés). Amonestó a los locales Riki, Yebda,Recio y Brahimi; y al visitante Xabi Prieto.

INCIDENCIAS: Partido correspondiente a la jornada 17 de la Liga BBVA, disputado en el estadio Los Cármenes, ante 11.889 espectadores.

Deja un comentario